fbpx

ENUCLEACIÓN DE PRÓSTATA CON LASER DE HOLMIO (HoLEP)

¿QUÉ ES LA ENUCLEACIÓN DE PRÓSTATA CON LASER DE HOLMIO (HoLEP)?

La cirugía de la enucleación laser de próstata HoLEP es un tratamiento endoscópico minimamente invasivo el cual consiste en la utilización del láser de Holmio para resecar o eliminar el tejido prostático que produce una obstrucción a la salida del flujo de la orina.

Con el láser de Holmio el grado de penetración en el tejido subyacente es mínimo y por las características del pulso y la longitud de onda permite coagular mientras se corta el tejido (profundidad de 0,4 mm.), lo que permite un adecuado control disminuyendo así sustancialmente el riesgo de sangrado.

¿CUÁNDO SE REALIZA UN HoLEP?

La enucleación con láser de la próstata, es un procedimiento seguro en próstatas de cualquier tamaño, la enucleación completa está especialmente indicada en próstatas mayores de 40cc. A diferencia de la RTUP clásica (Resección Transuretral de Próstata), la enucleación láser puede realizarse en próstatas grandes (mayores de 80cc.).

La enucleación con láser también es adecuada para hombres que toman medicamentos anticoagulantes por el menor riesgo de sangrado.

VENTAJAS:

  • Corta estancia hospitalaria
  • Menor tiempo de sonda vesical tras la cirugía
  • Menor riesgo de complicaciones (sobre todo hemorrágicas)
  • No limitación de la cirugía por el tamaño prostático
  • Quita la obstrucción de forma completa, extrayendo mas tejido que la RTUP

¿QUÉ DEBO HACER ANTES DE UN HoLEP?

Debe permanecer en ayuno (incluido líquidos) al menos 6 horas antes de la cirugía, o el tiempo que le haya sido indicado por su anestesista.

Debe suspender o reemplazar su terapia anticoagulante (si la toma), tal como se lo haya indicado su anestesista.

Se aconseja dejar de fumar, ya que mejorará el riesgo anestésico durante el procedimiento

¿CÓMO SE REALIZA EL HoLEP?

Por lo general se utiliza anestesia raquídea o general, aunque el tipo de anestesia puede variar y depende del anestesiólogo y de sus necesidades individuales.

Se usa un antibiótico profiláctico para disminuir el riesgo de infecciones, en ocasiones el tratamiento antibiótico se puede prolongar hasta después de la cirugía, especialmente en aquellos pacientes que portaban una sonda vesical antes de la cirugía.

En el HoLEP se utiliza un instrumento llamado resector, el cual se introduce por la uretra hacia la vejiga, evitando cicatrices abdominales (procedimiento endoscópico). A través de este resector se introduce una fibra de láser, con la cual se realiza la enucleación del adenómero prostático (tejido prostático que provoca la obstrucción del flujo de salida de la orina) resecándolo, enucleándolo y desplazándolo hacia la vejiga.

Una vez que se ha resecado el adenoma prostático, se introduce un instrumento llamado morcelador el que permite extraer el tejido prostático a través de la uretra para análisis histopatológico (al microscopio).

Al finalizar la cirugía se coloca una sonda vesical con un sistema de lavado continuo con suero fisiológico, para prevenir la formación de coágulos.

La duración de la cirugía depende del tamaño de la próstata y puede variar entre 60 a 180 minutos.

El tiempo de hospitalización, asimismo, depende del tamaño de la próstata de media puede variar entre 1-2 días después de la cirugía

DESPUÉS DE LA CIRUGÍA: EN EL HOSPITAL

Se mantendrán los lavados vesicales con suero fisiológico a través de la sonda vesical (colocada durante la cirugía) entre 12-24 horas.

Después de confirmar que la orina permanece clara sin los lavados vesicales se retirará la sonda vesical.

En cuanto se confirme que su micción (orina) es adecuada se procederá al alta hospitalaria.

DESPUÉS DE LA CIRUGÍA: EN CASA

Habitualmente usted será dado de alta sin sonda vesical, pero en ciertas circunstancias podría no ser así, en este caso se le comunicará cuando debe retirar la sonda vesical.

Después del HoLEP puede presentar:

  • Leve sangrado en la orina, o la expulsión de algunos coágulos pequeños (3-4 semanas)
  • Sentir la necesidad imperiosa de ir al baño a orinar (urgencia miccional) que puede durar varias semanas. Si presenta estas molestias su urólogo le podría recetar una medicación específica para disminuir estas molestias.
  • Leves molestias relacionadas con la orina como dolor, escozor, etc.
  • En raras ocasiones puede presentar sangrado abundante o infección de orina.

¿Cuándo acudir al Hospital?

  • Si presenta fiebre
  • Si presenta sangrado vesical abundante con abundantes coágulos
  • Si es incapaz de orinar

¿CÓMO PREVENIR LAS COMPLICACIONES POST-OPERATORIAS?

Siga estas recomendaciones entre 4-6 semanas después de la cirugía

  • Beba abundantes líquidos, al menos 1,5-2 litros de agua, a menos que tenga alguna condición médica que le impida el consumo de abundante agua como la insuficiencia renal crónica.
  • Tome la medicación prescrita al alta
  • Tan pronto como le sea posible puede hacer sus actividades cotidianas, excepto ejercicio físico intenso, andar en bicicleta o levantar pesos mayores de 5 Kg (durante 4-6 semanas).
  • No tome baños termales, ni vaya al sauna
  • Evite las relaciones sexuales durante 4 semanas. Tras el HoLEP puede presentar eyaculación retrógrada, que es una condición en la cual el semen no sale a través de la uretra durante el orgasmo, en su lugar entra en la vejiga para posteriormente ser eliminado con la orina.
  • Evite el estreñimiento

SEGUIMIENTO

La primera revisión se realizará a partir de las 4 semanas desde la, acudirá a la consulta con ganas de orinar para realizarle una uroflujometría.

0/5 (0 Reviews)