fbpx

RESECCIÓN TRANSURETRAL DEL TUMOR VESICAL (RTUV)

La resección transuretral de un tumor vesical (RTUV) es un procedimiento quirúrgico que sirve tanto para el diagnóstico como para el tratamiento de los tumores de veijga.

La RTUV consiste en la utilización de un resector transuretral conectado a una fuente de corriente alterna que genera energía de alta frecuencia y alta intensidad, lo cual produce una temperatura óptima para cortar y cauterizar el tejido.

Se considera diagnóstica, ya que se obtiene el material suficiente para su análisis histopatológico y posterior estadiaje, y es terapéutico, ya que reseca (extirpa) el tejido tumoral.

¿Qué debo hacer antes de una RTUV?

Antes de someterte a una RTUV, es más que recomendable seguir las siguientes pautas:

  • Debes permanecer en ayuno (incluido líquidos) al menos 6 horas antes de la cirugía, o el tiempo que te haya sido indicado por tu anestesista.
  • Debes suspender o reemplazar la terapia anticoagulante (en caso de tomarla), tal como te lo haya indicado tu anestesista.
  • Se aconseja dejar de fumar, ya que mejorará el riesgo anestésico y es el principal factor de riesgo relacionado con el cáncer de vejiga.

¿Cómo se realiza la RTUV?

Por lo general, se utiliza anestesia raquídea, aunque el tipo de anestesia puede variar y depende del anestesiólogo y de las necesidades del paciente.

Se usa un antibiótico profiláctico para disminuir el riesgo de infecciones, y en ocasiones el tratamiento antibiótico se puede prolongar hasta después de la cirugía.

Para la RTUV, se utiliza un instrumento llamado resector, el cual se introduce por la uretra hacia la vejiga (procedimiento endoscópico). Una vez dentro de la vejiga, se realiza un examen visual de toda la vejiga para identificar todas las lesiones tumorales o sospechosas (cistoscopia). Posteriormente se procede a la resección o extirpación del tejido tumoral utilizando energía eléctrica, que corta y cauteriza el tejido vesical afectado.

Al final se obtienen las muestras necesarias para su análisis histopatológico y se coloca una sonda vesical con un sistema de lavado con suero fisiológico continuo para prevenir la formación de coágulos.

En ocasiones se puede utilizar después de la cirugía un agente quimioterapéutico llamado mitomicina, que se administra por la sonda vesical tras la cirugía. Su uso podría disminuir las recidivas tumorales en determinados casos.

La duración de la cirugía depende del número, tamaño o localización de los tumores, y puede variar de 30 a 90 minutos.

El tiempo de hospitalización, asimismo, depende de la extensión del tumor vesical, pero en término medio puede durar de 1 a 2 días desde la cirugía.

Riesgo del procedimiento y complicaciones

Aunque es un procedimiento bastante seguro, como toda cirugía tiene algunos riesgos asociados. He aquí algunos de los principales riesgos:

  • Riesgos más comunes: sangrado vesical (hematuria), el cual puede persistir durante un par de semanas después de la cirugía. En ocasiones, la formación de coágulos obliga a un sondaje vesical y posterior evacuación de coágulos.
  • Riesgos ocasionales: infección urinaria que precisa de una pauta corta de antibióticos, o sangrado importante que precisa de transfusiones.
  • Riesgos muy poco comunes: se puede asociar con sangrado vesical tardío, lesión ureteral, lesiones uretrales o lesiones vesicales que precisen de reparación quirúrgica.

¿Qué beneficios tiene la RTUV?

Gracias a la resección transuretral, el patólogo podrá conocer la profundidad de la invasión, el grado tumoral y el patrón de crecimiento del tumor; lo que permitirá conocer cuál es el pronóstico y tomar una decisión sobre la terapia que se va a necesitar.

¿Cuándo se procede al alta después de la intervención?

Se mantendrán lavados de vejiga con suero fisiológico a través de la sonda vesical (colocada en el quirófano) entre 12-24 horas dependiendo de la extensión de la cirugía.

Después de confirmar que la orina permanece clara sin los lavados vesicales, se retirará la sonda vesical. En cuanto se confirme que su micción (orina) es adecuada, se procederá al alta hospitalaria.

Después de la cirugía en casa

Habitualmente se da de alta al paciente sin sonda vesical, pero en ciertas circunstancias podría no ser así. En este caso, se comunicará cuándo debes retirar la sonda vesical.

Después de una RTUV, es probable presentar:

  • Leve sangrado en la orina o expulsión de algunos coágulos pequeños (1-2 semanas)
  • Sentir la necesidad constante de ir a orinar (urgencia miccional)
  • Molestias relacionadas con la orina como dolor, escozor, etc.
  • Sangrado por la uretra (uretrorragia), especialmente si hubo un hallazgo de estenosis (estrechez) de uretra
  • En raras ocasiones se puede presentar sangrado abundante o infección de orina

¿Cuándo acudir al hospital después de la intervención?

En caso de presentar algún síntoma como los siguientes, lo mejor es acudir al hospital:

  • Si presentas fiebre
  • Si presentas sangrado vesical abundante con coágulos
  • Si eres incapaz de orinar

¿Cómo prevenir las complicaciones postoperatorias?

Después de la intervención, habrá que seguir las recomendaciones que se presentan a continuación para prevenir complicaciones postoperatorias:

  • Bebe abundantes líquidos, al menos 2 litros de agua, a menos que tengas alguna condición médica que te impida el consumo de abundante agua como la insuficiencia renal crónica
  • Toma la medicación prescrita al alta
  • Tan pronto como sea posible, puedes empezar a hacer tus actividades cotidianas, excepto ejercicio físico intenso o levantar pesos durante 2-4 semanas
  • Puedes tener relaciones sexuales después de 4 semanas
  • Haz todo lo posible para evitar el estreñimiento
  • Vigila tu temperatura corporal, ya que en caso de tener fiebre (>38ºC), puedes presentar una infección urinaria y podrías necesitar antibióticos
  • Deja de fumar, ya que el tumor vesical está directamente asociado a este hábito

¿Cómo es el seguimiento tras la operación?

El tejido extirpado será analizado por el patólogo y los resultados estarán disponibles entre 2 y 4 semanas tras la cirugía.

En la consulta, el urólogo te explicará las características del tumor, y te indicará si necesitas un tratamiento adicional, como puede ser: instilaciones intravesicales de BCG para prevenir la recidiva y progresión de la enfermedad, necesidad de una nueva RTUV (ReRTUV) o cirugías adicionales.

¿En qué consiste la ReRTUV?

La ReRTUV consiste en repetir la RTUV después de 4-6 semanas de la cirugía. Se indica principalmente en los siguientes casos:

  • Resección incompleta del tumor
  • Tumores que sobrepasan la lámina propia T1
  • Tumores de alto grado (excepto el carcinoma in situ)

Urológos QuirónSalud es un centro urológico a la vanguardia en últimas tecnologías y en constante búsqueda de mejora e innovación, situándonos como uno de los mejores centros en el sector en tratamientos urológicos.

3.5/5 (40 Reviews)